BLOG: PARA LA SALUD MENTAL

  • INSPIRA: Salud Mental

Una Descripción General de la Ansiedad Laboral

Por INSPIRA, 18 de marzo de 2021


Según una encuesta que fue realizada por la Asociación de Trastornos de Ansiedad y Depresión de América (ADAA, por sus siglas en inglés), el 40% de las personas experimenta síntomas de ansiedad o estrés de forma contínua, a través de su vida. No obstante, solo un 9% ha sido diagnosticada con un trastorno de ansiedad.

La ansiedad laboral se refiere al estrés causado por el trabajo que conduce a la ansiedad, o al desarrollo de un trastorno de ansiedad en el trabajo. De cualquier manera, la ansiedad laboral puede tener efectos negativos sobre tu salud física y mental, por lo que se debe abrir la conversacion sobre ello tanto en las organizaciones, como entre los empleados.


Signos de ansiedad laboral

Aunque no existe un diagnóstico para el trastorno de ansiedad laboral, existen ciertos síntomas que son comunes en cuanto a los trastornos de ansiedad y la ansiedad en general. A continuación te mostramos una lista de estos síntomas:

  • Preocupación excesiva o irracional

  • Dificultad para conciliar el sueño o permanecer dormido

  • Respuesta de sobresalto exagerada

  • Sentirse constantemente nervios@

  • Cansancio o fatiga

  • Sensación de nudo en la garganta

  • Temblor involuntario en alguna parte del cuerpo

  • Boca seca

  • Sudoración excesiva

  • Un corazón palpitante / acelerado

Además de estos síntomas, también hay algunos signos o señales de alerta que debes tener en cuenta para poder identificar si tú o algún ser querido, están experimentando ansiedad en el trabajo. Aquí hay una breve descripción de lo que debes considerar:

  • Tomar una cantidad inusual de tiempo libre en el trabajo

  • Reaccionar exageradamente a situaciones en el trabajo

  • Centrarse demasiado en los aspectos negativos del trabajo

  • Luchar por concentrarse o completar tareas del trabajo antes de la fecha límite

Desórdenes de ansiedad

Una persona con ansiedad laboral también podría ser diagnosticada con uno de los siguientes trastornos de ansiedad:


Causas de la ansiedad laboral

La ansiedad laboral puede deberse a una variedad de características del entorno laboral. No es nada inusual que ciertos eventos importantes lo pongan nervioso o sienta momentos temporales de ansiedad. Por ejemplo, comenzar un nuevo trabajo o dejar uno hará que cualquiera se sienta nervios@. Pasas tanto tiempo en el trabajo que si las cosas no salen como quieres, a veces puede ser abrumador. Es posible que esto no siempre te eleve a un nivel alto de ansiedad, pero puede ser útil hablar con alguien sobre cualquiera de estos problemas que te hacen sentir constantemente ansioso por el trabajo:

  • Lidiar con el acoso (bullying) o conflictos en el lugar de trabajo

  • Problemas para completar todas tus tareas individuales antes de las fechas límites

  • Manteniendo relaciones con tus compañeros de trabajo

  • Gestionando al personal

  • Trabajando largas horas

  • Tener un jefe exigente

  • Experimentar una carga de trabajo demasiado alta

  • Falta de dirección en las tareas.

  • Experimentar una percepción de injusticia en el trabajo

  • Sentir una falta de control sobre el entorno laboral

  • Tener una recompensa baja (pago insuficiente, beneficios, etc.)


Efectos de la ansiedad laboral

Si vives con ansiedad en el trabajo, probablemente le hayas pasado factura a otros aspectos de tu vida. A continuación, te enumeramos algunos de los efectos más comunes de la ansiedad laboral. Estos pueden ocurrir tanto dentro como fuera del lugar de trabajo:

  • Experimentar bajo rendimiento laboral y productividad

  • Reducción en la calidad del trabajo

  • Efectos negativos en las relaciones con compañeros de trabajo y superiores.

  • Notar efectos negativos en la vida personal

  • Sentir efectos negativo en su relación de pareja

  • Desarrollar problemas de concentración, fatiga e irritabilidad

  • Rechazar oportunidades debido a fobias (por ejemplo, miedo a volar, miedo a hablar en público, miedo a hablar en reuniones)

  • Haber reducido la satisfacción laboral

  • Notado una menor confianza en tus habilidades

  • Sentir que lo que haces no marca la diferencia

  • Experimentar en menor grado satisfacción por tus logros y establecimiento de metas

  • Asumir menos riesgos y por lo tanto aumentar más tu probabilidad de estancarte en tu carrera profesional

  • Sintiéndote aislado

  • Experimentar etapas de duelo ante la pérdida de un trabajo

  • Desarrollar niveles clínicos de ansiedad (por ejemplo, un trastorno diagnosticable)

  • Ver efectos negativos en la organización, si eres un ejecutivo

  • Tener habilidades sociales reducidas y poca capacidad para funcionar dentro de un equipo.

  • Esfuerzos de planificación menos eficaz

  • Evitando decisiones que requieran innovación


Cómo hablar con tu empleador o supervisor

Si crees estar experimentando ansiedad laboral, puedes estarte cuestionando si será para tu beneficio, o no, compartir la información con tu empleador. Además, si ya has sido diagnosticado con un trastorno de ansiedad y te estás atendiendo con un profesional de la salud mental, es posible que sientas que no es necesario hablar sobre ello en el trabajo. Sepa que si tienes un trastorno, tiene ciertos derechos de acuerdo con la Ley de Personas con Discapacidad. En cuanto a las adaptaciones en el trabajo, podría valer la pena examinar esos derechos y hasta compartir cierta información con tu supervisor o departamento de recursos humanos.


Si tu ansiedad laboral es causada por el estrés en el trabajo, es poco probable que esto se resuelva por sí solo.

Si bien puedes pensar que compartir cómo te sientes te pueda llevar a ser etiquetado como débil, la mayoría de los empleadores posiblemente responderán con empatía y te ofrecerán ayuda. Incluso, podrías aprender que tu compañía posee un Programa de Ayuda al Empleado a través del cual te puedan referir a un profesional de la salud mental, si aún no tienes uno. En otras palabras, no sabrás cuál será el resultado hasta que preguntes en el trabajo.


Si eres empleador...

A continuación, te ofrecemos algunos consejos sobre la mejor manera en que puedes ayudar a los empleados que presenten signos de ansiedad laboral:

  • Trate a todos tus empleados con respeto y ofrece una comunicación abierta y transparente.

  • Habla con tus empleados sobre asuntos del trabajo a puertas cerradas en la oficina.

  • Pregúntele a cada empleado sobre cómo le van las cosas, en lugar de abordar la ansiedad laboral como un tema general

  • Dale tiempo a tus empleados para responderte y trata de ver las cosas desde su punto de vista.


Cómo hacerle frente a la ansiedad laboral...

Existen algunas estrategias que puedes utilizar y que te ayudarán a controlar tu ansiedad por el trabajo. Sepa que la ansiedad en el trabajo puede ser contagiosa por lo que intente mantenerse alejado de las personas que lo hacen sentir peor, tanto como sea posible. Tómese un descanso y hable con alguien sobre lo que está sintiedo. Use técnicas de autoayuda para calmarse y busque ayuda profesional si la ansiedad laboral está interfiriendo con su vida diaria, tanto en el trabajo como en el hogar.

Evite estrategias de afrontamiento que le han probado ser inútiles, como los atracones de comida, abuso de sustancias, uso excesivo de cafeína y abuso de medicamentos recetados. Aquí hay algunas estrategias que puedes utilizar durante y después de tu jornada laboral para controlar la ansiedad:

  • Asegúrate de tomar tiempo fuera del ámbito laboral

  • Encuentra cosas que te hagan reír y sonreír.

  • Tómate descansos para el almuerzo y comparte tu hora de comida con personas fuera de tu área de trabajo.

  • Sal a caminar al aire libre durante tus descansos, tanto como te sea posible.

  • Cambia de escenario, oblígate a salir de la rutina

  • Dedícale tiempo a la vida fuera del trabajo, como tus pasatiempos y amigos.

  • Reflexione sobre las cosas buenas de tu trabajo y tu vida en general.

  • Examina lo que temes que suceda y pregúntate si está basado en un miedo irracional.


Haciendo un cambio

Todo el mundo experimenta ansiedad en el trabajo de vez en cuando, pero si tu trabajo es una fuente constante de estrés y nada de lo que has intentado te ha proporcionado algún alivio, podría ser una señal de un problema más profundo.


El trabajo puede provocar ansiedad, pero la ansiedad excesiva también puede ser una señal de que el trabajo o el lugar de trabajo, en sí, es problemático.


La cultura tóxica, las demandas excesivas, las presiones poco saludables o una posición inadecuada pueden ser fuentes de estrés y ansiedad relacionados con el trabajo. Si has intentado controlar tu ansiedad laboral, ya sea mediante estrategias de afrontamiento u otros tratamientos, y no has encontrado ningún alivio, podría ser una señal de que necesitas cambiar de puesto y trabajo, o simplemente cambiar de trabajo por completo. En lugar de simplemente asumir que el problema eres tú, considera las cosas de tu trabajo que te hacen infeliz y las que te causan estrés. ¿Cómo te ayudaría cambiar esos aspectos negativos de tu trabajo? ¿Aliviaría tu ansiedad? Si tu respuesta es sí, entonces debes considerar:

  • Cambiar tu rol o deberes laborales

  • Cambiar de trabajo para encontrar un lugar que seá más solidario y vaya a tono contigo

  • Cambiar de carrera para encontrar algo que se adapte mejor a tus necesidades

Artículo traducido de: verywellmind


Un último pensamiento

Si vives con ansiedad laboral, es importante buscar ayuda. La ansiedad clínica no diagnosticada puede tener efectos devastadores en tu salud, mientras que el estrés crónico en el trabajo puede precipitar trastornos de ansiedad en el futuro. Asegúrate de comunicárselo a tu empleador o profesional de la salud mental para analizar tus opciones.


Te podemos ayudar

En INSPIRA contamos con psicólogos, psiquiatras y consejeros, especialistas en salud mental.

Flyer_servicios_inspira_salud_mental

Para citas o información:

(787) 704-0705

citas@inspirapr.com

www.inspirapr.com/citas Horario servicio al cliente: lunes a viernes de 7am-5pm

1,233 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo