BLOG: PARA LA SALUD MENTAL

  • INSPIRA: Salud Mental

¿Qué Hacer Cuando Alguien tiene Tendencias Suicidas?

Publicado por INSPIRA, 24 de febrero de 2022


Si crees que alguien está en peligro inmediato, la forma más rápida de obtener ayuda es llamando al 911.


¿Cómo ofrecer tu apoyo?

Una serie de acciones simples te pueden ayudar a estar ahí para alguien que está experimentando pensamientos suicidas o recuperándose de un intento de quitarse la vida.


En este artículo discutimos algunas de ellas...



La evidencia nos muestra que preguntarle a alguien si tiene tendencias suicidas puede ayudar a prevenirlo. Al preguntarle a esa persona directamente sobre el suicidio, le das permiso para que te diga cómo se siente y le haces saber que él/ella no son una carga para tí, y que te preocupas su bienestar y salud.

Las personas que han tenido pensamientos suicidas a menudo dirán que fue un gran alivio poder hablar sobre lo que estaban experimentando.

Si alguien te hace saber que tiene pensamientos suicidas, siempre tómalo en serio. No tienes que ser capaz de resolver sus problemas. Pero, si crees que puedes, ofrécele tu apoyo y anímalo(a) a hablar sobre cómo se siente.


¿Qué implica "estar ahí" para alguien?

Las necesidades de una persona que está luchando con pensamientos suicidas dependerán de sus circunstancias. Por esta razón, no hay un conjunto simple de pasos a seguir.


Sin embargo, lo que puedes hacer es proporcionar una presencia de apoyo, libre de juicios; esto crea un espacio seguro para que la persona pueda expresar sus sentimientos y preocupaciones, si así lo desea, también puedes sentarte en silencio y dejarle saber que estás ahí para ayudarlo(a)/apoyarlo(a), si así lo desea.


El arte de la escucha activa

Si la persona con la que estás comparte cómo se siente contigo, por lo general es mejor escuchar y responder con preguntas abiertas, no con consejos u opiniones.


Lo importante es hacerle saber a la persona que la apoyarás, sin juzgarla, en la medida que puedas. No necesitas cambiar la situación por la que están pasando. Recuerde que está bien decidirle a esa persona que ya no puedes ayudarlo más, que necesitas espacio y que no podrás contactarlo por un tiempo.


No puedes olvidar que cuidar de tu salud mental también es una prioridad.


Si lo consideras apropiado, puedes hacerle saber a la persona que la valoras. Usando tus propias palabras, podrías decir algo como "eres importante para mí".


La idea no es hacerlos sentir culpables, sino hacerles saber que no son inútiles y que contribuyen significativamente a la vida de los demás. Evita las expresiones que se centren en las consecuencias negativas de sus acciones, como "Me enfadaré mucho si tomas una acción contra tu vida".


Otras formas de ayudar

También puedes ofrecerle tu ayuda con cosas prácticas que pueda necesitar en el momento, como proveerle un vaso de agua, llamar al médico de cabecera o ponerlo en contacto con sus amigos o familiares (siempre con su permiso).


La persona puede necesitar que simplemente te sientes con él/ella a ver televisión o realizar una actividad juntos(as).


Cuando la persona se sienta capaz de pensar en los próximos pasos para cuidar de sí, puedes asistirle en la elaboración de un "plan de seguridad". Un 'plan de seguridad' establecerá los pasos que la persona puede tomar para hacerle frente a una crisis.


También le asegurará de que cuenta con el apoyo que necesita en el futuro.


Pueden completar el plan juntos y ambos guardan copias para consultarlo. El mismo les ayudará a saber cuál es la mejor manera de apoyarse mutuamente en el futuro.


Ponte en contacto con INSPIRA

Si la persona con la que estás hablando prefiere hablar con alguien que no conoce, puedes sugerirle que nos llame al: (787) 704-0705. Le coordinaremos una cita con uno de nuestros profesionales en salud mental. Alternativamente, puede enviarnos un correo electrónico a: citas@inspirapr.com


Si está en peligro inmediato, la forma más rápida de obtener ayuda es llamando al 911.



¿Cómo crear un plan de seguridad?

Un plan de seguridad es una herramienta para ayudar a alguien a superar los sentimientos e impulsos suicidas.


También puede ser una forma para que tú y la persona que estás apoyando puedan planificar cómo ayudarse entre sí en el futuro.


Se pueden tardar unos 20-40 minutos en completarlo.


Partes principales de un plan de seguridad:

Las investigaciones muestran que cuando las personas están cerca del punto de intentar suicidarse, pueden sentirse desvinculadas de los demás, del mundo que las rodea e incluso de sus propias emociones.


Si alguien está en este estado de ánimo, un plan de seguridad puede ayudar a prevenir una crisis emocional. El mismo debe incluir respuestas para las siguientes preguntas:


1. ¿Qué señales de advertencia o desencadenantes me hacen sentir más fuera de control?: Por ejemplo, en el pasado, pueden haber experimentado patrones de pensamiento, sensaciones físicas o imágenes mentales específicas justo antes de una crisis.

2. ¿Cuales estrategias de afrontamiento puedo utilizar?: Estas son cosas que la persona que está luchando puede probar por su cuenta. Por ejemplo, alejándose de una situación o buscando recursos, imágenes o mensajes que le ayuden a tranquilizarse.

3. ¿Cómo puede apoyarme en amigos y familiares para distraerme de los pensamientos suicidas?: Esta podría ser una lista de personas a las que se puede contactar en una crisis. Esto también podría incluir lugares a los que pueda ir la persona cuando se enfrenta a una crisis, como la casa de un amigo o un centro comunitario cercano.

4. Lista de profesionales y agencias gubernamentales para llamar en momento de crisis: Por ejemplo, INSPIRA o la línea Pas de Assmca

5. Pasos o cosas a considerar para evitar hacerme daño: Esto significa quitar las cosas que podrían usarse para suicidarse o autolesionarse.


Es importante que cada paso del plan se sienta factible para la persona que tiene pensamientos y sentimientos suicidas.


Aunque puedes ayudarlo(a), por ejemplo, recopilando números de teléfono clave, es importante que ellos(as) mismos(as) se apropien de cada paso del plan.



¿Con qué frecuencia debes mantenerte en contacto con la persona que ha expresado tener pensamientos suicidas?

Esto dependerá de las necesidades de la persona a la que apoyas y de la frecuencia con la que puedas estar ahí.


Si es posible, discute esto con la persona a la que estás apoyando y establece algo que funcione para ambos.


Puedes aceptar enviarle un mensaje o chatear en línea, a intervalos regulares. Puedes coordinar la frecuencia con la que te comunicarás con la otra persona para que puedas ofrecerle tu apoyo.


Cómo coordinas estos momentos de apoyo es algo sobre lo que tú y la persona a la que estás apoyando podrían hablar juntos si elaboran un plan de seguridad.


Si crees que alguien podría estar luchando con pensamientos suicidas

Si has notado una señal de que algun ser querido o conocido podría estar sufriendo con pensamientos suicidas, podría ser útil mencionarselo, sin juzgarla, y preguntarle cómo lo está manejando.


A veces, es posible que la persona con la que te estés comunicando se haya quedado callada o no se haya comunicado contigo durante un tiempo. Esto a veces puede suceder cuando las personas no se sienten bien. A menudo, las personas no se acercan porque les preocupa ser una carga o porque sienten vergüenza.


Cuando te acercas, le estás haciendo saber a la persona que lo apoyas, que no es una carga y que no hay nada de qué avergonzarse.


Se persistente

Si estás preocupado(a) por alguien, es importante que seas persistente. No intentes obligarlo(a) a que se abra contigo; es posible que no esté listo(a) o que no sea capaz de hacerlo. Pero déjale saber siempre que estás ahí para él/ella.


Está bien que hablen sobre ello de la forma en que están acostumbrados(as) a hablar entre ustedes. Tmabién está bien estar presente para él/ella sin hablar; esto le dejará saber a la personas que estás allí para apoyarlo(a).



Obtén ayuda adicional para alguien

Dependiendo de las necesidades de la persona a la que estás apoyando, a veces, puede ser importante reconocer el límite del apoyo que puedes ofrecer y buscar ayuda profesional.


Dentro de lo posible, intenta establecer una red de apoyo (de amigos, familiares, profesionales de la salud mental u otras agencias o miembros de la comunidad) para la persona que lucha con su salud mental.


En INSPIRA ofrecemos variedades de servicios para la salud mental. Para citas o información: (787) 704-0705; citas@inspirapr.com; www.inspirapr.com/citas


463 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo