BLOG: PARA LA SALUD MENTAL

  • INSPIRA: Salud Mental

Síntomas del Trastorno de Personalidad Limítrofe

Publicado por INSPIRA, 14 de mayo de 2021


El trastorno de personalidad limítrofe (TLP) es una enfermedad mental caracterizada por cambios extremos de humor, comportamiento e imagen sobre sí. Las personas con este trastorno mental a menudo se involucran en comportamientos impulsivos, riesgosos y en relaciones que son inestables.

mujer_con_trastorno_de_personalidad_limitrofe

Las personas con esta condición pueden experimentar ansiedad, depresión e ira que dura desde unas pocas horas hasta unos pocos días. También pueden tener miedo al abandono, sentimientos de vacío y conductas de autolesión. Los síntomas suelen presentarse durante la adolescencia, aunque los signos más tempranos pueden detectarse en la infancia. El TLP está fuertemente asociado con un historial de trauma infantil y un historial familiar de enfermedad mental y abuso de sustancias, y trastorno de estrés postraumático (TEPT). Investigaciones recientes muestran que el TLP afecta a hombres y mujeres por igual, pero comúnmente se diagnostica erróneamente como TEPT o depresión en los hombres.


Signos y síntomas

Un sello distintivo del trastorno límite de la personalidad es la inestabilidad emocional y relacional de quien lo padece. Los síntomas del TLP incluyen:

  • Miedo al abandono

  • Relaciones inestables e intensas con cambios repentinos

  • Trastorno de identidad

  • Impulsividad como gastar mucho dinero, sexo riesgoso y abuso de sustancias

  • Comportamiento suicida recurrente, amenaza de suicidio o comportamiento autolesivo

  • Inestabilidad emocional

  • Sentimientos de vacio

  • Ira inapropiada o agresión incontrolada

  • Idea paranoide dependiente del estrés o síntomas disociativos

Un diagnóstico de TLP se basa en la presencia de al menos cinco de estos síntomas.


Características emocionales

A pesar de su asociación con estados de ánimo intensos y muy cambiantes, el trastorno límite de la personalidad no se define únicamente por las emociones, sino por la forma en que se experimentan esas emociones. La inestabilidad afectiva, una característica central del TLP, se refiere a la tendencia a experimentar cambios de humor repentinos e intensos, que son difíciles de controlar.


Se manifiesta con reacciones extremas y a menudo excesivas y un regreso lento al estado emocional inicial. Las personas con TLP "sienten" con extrema intensidad, ya sean emociones positivas o negativas. Es común que las personas con TLP tengan pensamientos suicidas, acompañados de un sentimientos de desesperación y luego seguido de emociones positivas unas horas más tarde. Algunas personas pueden sentirse mejor por la mañana y otras por la noche o viceversa. Las personas con TLP también son propensas a la disforia (un malestar generalizado o insatisfacción con la vida) y la depresión. Sus pensamientos tienden a volverse hacia adentro (internalización), lo que significa que se reservan sus sentimientos verdaderos en un intento de minimizar sus síntomas u ocultar su dolor y tristeza a los demás.


Relaciones interpersonales

La inestabilidad de las relaciones interpersonales en personas con trastorno de personalidad limítrofe se ha atribuido a su hipersensibilidad al rechazo y al miedo extremo al abandono. Estos sentimientos negativos pueden llevar a una persona con TLP a participar en comportamientos extremos para prevenir el abandono, que incluyen:

  • Enviar mensajes de texto o llamar a una persona constantemente

  • Llamar a alguien en medio de la noche

  • Aferrarse físicamente a esa persona y negarse a dejarlo ir

  • Hacer amenazas de lastimarse o suicidarse si una persona alguna vez lo deja

Persona_con_trastorno_de_personalidad_limítrofe_abrazando_su_pareja

Alternativamente, el miedo al abandono puede llevar a una persona con TLP a cortar de manera preventiva las comunicaciones con los demás en anticipación al abandono. Las personas con TLP también exhiben inseguridad, ambivalencia y conductas de evitación en las relaciones. Es posible que sientan que los demás los están asfixiando o controlando, lo que hace que se retiren emocionalmente de una relación o actúen de manera que los demás se vayan. Esto a menudo resulta en una relación de amor-odio con los demás. Muchas personas con TLP también parecen estar estancadas con una visión muy rígida de las relaciones entre "blanco y negro". O una relación es perfecta y una persona es maravillosa, o la relación está condenada al fracaso y una persona es terrible.


Parecen incapaces de tolerar las áreas grises. El trastorno límite de la personalidad se puede diferenciar por la lucha cotidiana con la intimidad por el sentido de identidad siempre cambiante, común con esta afección, que pone a prueba sus relaciones interpersonales a medida que trata de hacerse una idea de quién es a través de las personas a quien ama.


Comportamientos/Conducta

Los comportamientos de las personas con trastorno límitrofe de la personalidad pueden describirse como excesivos, impulsivos y autodestructivos. Estos incluye:

  • Sexo riesgoso con múltiples parejas

  • Gasto excesivo de dinero

  • Adicción a las apuestas

  • Episodio de atracones de comida

  • Conducir de forma que pone en peligro su vida

Estos comportamientos suelen tener consecuencias devastadoras.


Los investigadores encontraron que estos comportamientos pueden ser provocados por el estrés emocional. La impulsividad en el TLP también se ha conceptualizado como una consecuencia del mal funcionamiento de los mecanismos de regulación de las emociones.


Una teoría propone que las dificultades en la regulación de las emociones, derivadas de las adversidades de la infancia, conducen a un mayor uso de estrategias de afrontamiento impulsivas que ayudan a moderar las emociones negativas y, por lo tanto, la impulsividad es principalmente una respuesta al estrés.


Cognición y autocognición

La extrema variabilidad de las emociones puede dificultar la concentración de una persona con TLP. Esto acentúa aún más los sentimientos de estar "fuera de control", lo que, a su vez, puede llevar a la disociación para bloquear pensamientos y emociones negativas.

hombre_presentando_frustracion

La disociación se refiere a la sensación de estar aislado o desconectado y desapegado de uno mismo (despersonalización) y del entorno (desrealización). En este estado, una persona se aleja o se busca distancia de los sentimientos, pensamientos y recuerdos. Esta experiencia alimenta el sentido inestabile de ser y pertenencer, que es característico del trastorno límite de la personalidad. Puede durar desde unas pocas horas hasta días o semanas. Cuanto más dura, mayor es el riesgo de que obstaculice gravemente la capacidad de una persona para funcionar en su vida diaria.


Autolesión y suicidio

El TLP se asocia con un mayor riesgo de autolesión y suicidio. Se ha estimado que hasta el 10% de los pacientes con TLP morirán por suicidio, y que los pacientes con TLP tienen una media de tres intentos de suicidio en la vida, principalmente por sobredosis. Los pacientes informan que su motivación es un deseo de escapar, típicamente después de eventos estresantes de la vida como rupturas o pérdida del trabajo. La autolesión, o la autolesión no suicida, generalmente implica cortarse. Se utiliza como un medio para redirigir o liberar emociones abrumadoras que crean una angustia interna severa. Las investigaciones sugieren que cortarse alivia la tensión emocional, pero no necesariamente refleja un deseo de morir.


Diagnóstico

Si sospechas que tu o un ser querido puede tener un trastorno limítrofe de la personalidad (TLP), un primer paso que debes tomar es aprender sobre el proceso de recibir un diagnóstico. El trastorno límite de la personalidad puede ser diagnosticado por un profesional de salud mental, como un psiquiatra, un terapeuta o un trabajador social clínico. Las pruebas de detección del TLP deben realizarse en persona o virtualmente a través de telemedicina.


Una evaluación completa para TLP incluye:

  • Una entrevista completa que incluya una discusión sobre sus síntomas y su vida pasada y presente.

  • Una revisión de su historial médico personal y familiar.

  • Un examen médico para descartar otras posibles causas de los síntomas.

  • En algunos casos, entrevistas adicionales con familiares y amigos.

Para recibir un diagnóstico de trastorno límite de la personalidad, debes experimentar cinco o más de los síntomas mencionados arriba.


Es posible encontrar en INSPIRA un profesional de la salud mental en el que confíe para recibir un diagnóstico adecuado y obtener la ayuda que necesitas.


Comunícate con nosotros para comenzar.


Te podemos ayudar

Buscar ayuda y seguir el tratamiento puede ser un desafío, especialmente si te sientes avergonzado(a) por un posible diagnóstico de TLP. Pero sepa que hay muchas opciones de tratamiento efectivas disponibles y específicamente dirigidas al TLP, como la terapia conductual dialéctica (DBT) y el tratamiento basado en la mentalización (MBT), así como la medicación. También hay muchas formas en que los amigos y la familia pueden brindar y recibir apoyo. Con ayuda, puedes aprender cómo agregar estructura a tu día, procesar emociones tormentosas, mejorar tus habilidades de comunicación y llevar una vida plena con menos síntomas.


En INSPIRA contamos con psicólogos y psiquiatras, expertos en condiciones de salud mental. Coordina una cita con nosotros.

flyer_informativo_servicios_inspira_salud_mental

Para citas o Información:

(787) 704-0705

citas@inspirapr.com

www.inspirapr.com/citas

Horario de servicio: lunes a viernes de 8am-5pm

752 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo